Wednesday, September 14, 2005

La Guardia y Logroño

Este fin de semana hemos ido a ver LaGuardia. A la ida fuimos desde la salida de la autopista tras logroño. !No lo hagais!. La carretera está de pena. Sin embargo, la carretera que va hasta Logroño está bastante mejor.

El pueblo me gusto mucho, aunque quizá demasiado turístico (entre otras cosas casi no encontramos sitio para aparcar). Esta en un alto, desde el que se divisa la sierra de cantabria. Hay un parque muy majo pero poco resguardado (ojo con el viento) en uno de los extremos del pueblo ideal para hacerse fotos.

El pueblo está bien amurallado, calles muy estrechas por las que no pueden circular coches, todo casas antiguas, y dos iglesias. Una de ellas, es monumento nacional, y se puede visitar a ciertas horas (hace las visitas la chica de la oficinia de turismo). Por cierto, hace tiempo que no me ha atendido alguien tan amable. Y además, sabia hasta la historia del pueblo. Merece la pena visitar la iglesia (aunque haya que pagar) por la portada policromada que tiene en el interior.


Alrededor de Laguardia hay un montón de bodegas que se pueden visitar, pero no tuvimos tiempo de hacerlo, porque queríamos ir a tomar un pincho en logroño... En la calle Laurel. Es el sitio ideal para tapear. Además a un precio bastante asequible (ibamos 4 personas, y tomando zuritos y riojas no salie ningún arreo por más de de 8 euros, incluidos los pinchos).

En la calle Laurel imprescindibles los matrimonios y las zapatillas, las tortillas y revueltos con pimientos, las patatas bravas para no pasar hambre, los montaditos de lomo con champiñones, la tostada con entrecot, los champiñones del soriano... como siempre, nos tomamos 6 o 7 pinchos, un cafe, y nos olvidamos de comer.

1 comment:

piripi said...

Estoy de acuerdo con la belleza de los pueblos de alrededor, en particular La Guardia es un pueblo que cuenta con una gran riqueza, existen unas 243 bodegas, es decir en todas y cada una de las casas, aunque el uso sea particular, sólo 2 de ellas están abiertas al público, las recomiendo.
De acuerdo también en los pinchos y vinitos de la calle Laurel. Pero el precio me temo que ya no es el que era. Este fin de semana por ejemplo, eramos 4, y no bajaba de 14 euros, tomabamos vino y pinicho también.